Colocación de un dispositivo intrauterino anticonceptivo de forma inmediata después del parto

Photo of intrauterine devices
Photoshare

Colocación de un dispositivo intrauterino anticonceptivo de forma inmediata después del parto

Resumen de la BSR

Hallazgos clave

El objetivo de esta revisión fue comparar la colocación inmediata (antes de que transcurran 10 minutos de la expulsión de la placenta) de un dispositivo intrauterino (DIU) con la colocación posterior.

Al compararla con la colocación temprana (de 10 minutos a 48 horas después del parto), la colocación inmediata se relacionó con estos resultados:

  • No hubo diferencias en las tasas de expulsión a los 6 meses.
  • No hubo diferencias en la tasa de uso de DIU a los 6 meses.
  • Los datos fueron insuficientes para hacer observaciones sobre las tasas de eventos adversos.

Al compararla con la colocación estándar (de 4 a 12 semanas después del parto), la colocación inmediata se relacionó con estos resultados:

  • No hubo diferencias en la colocación del DIU en general, si bien un estudio clínico mostró tasas más altas en la rama de colocación inmediata.
  • Se observó un aumento en la tasa de expulsión a los 6 meses.
  • Se observó un aumento en la tasa de uso de DIU a los 6 meses.
  • Las complicaciones fueron pocas y similares en ambos grupos. No se informaron casos de perforación ni de enfermedad inflamatoria pélvica.

No hubo diferencias significativas acerca del tipo de parto, el tipo de dispositivo ni la técnica de colocación.

Evidencia incluida en esta revisión

La revisión incluyó 15 ECA (8243 mujeres) que comparaban la colocación inmediata del DIU antes de que transcurran 10 minutos de la expulsión de la placenta con la colocación en períodos posteriores. En esta versión actualizada, se agregaron siete estudios clínicos recientes (884 mujeres) que compararon diferentes momentos de colocación del DIU en el posparto. Tres de estos estudios clínicos utilizaron SIU-LNG, y uno, CuT380A. En tres estudios clínicos, el DIU se colocó solamente después del parto vaginal; en dos, solo después de la cesárea; y en los otros dos, después de cualquier tipo de parto.

Evaluación de la calidad

Los estudios incluidos tuvieron riesgo de sesgo moderado, con uso limitado del cegamiento, tasas de moderadas a altas de pérdida durante el seguimiento y procedimientos de asignación al azar poco claros en algunos estudios. Según los criterios de clasificación de la evaluación, desarrollo y valoración de las recomendaciones (GRADE), la evidencia fue de calidad moderada para los resultados primarios.

Repercusiones clínicas

La evidencia es insuficiente para orientar la práctica. La intervención inmediata puede aumentar las tasas de colocación del DIU, pero las tasas de expulsión son más altas. Esto determina la necesidad de un seguimiento clínico que garantice la anticoncepción eficaz continua para las mujeres que se colocan el dispositivo de forma inmediata.

Investigaciones futuras

Se requieren más estudios con la potencia estadística adecuada que examinen este tema. Además, se requieren investigaciones acerca de las diferencias entre la colocación inmediata después del parto vaginal y después de la cesárea, el seguimiento a largo plazo y los eventos adversos.


Revisión Cochrane

Cita: Lopez LM, Bernholc A, Hubacher D, Stuart G, Van Vliet HAAM. Colocación de un dispositivo intrauterino anticonceptivo de forma inmediata después del parto. Base de Datos Cochrane de Revisiones Sistemáticas 2015, Número 6. Art. n.º: CD003036. DOI: 10.1002/14651858.CD003036.pub3.

Resumen

Introducción

Las mujeres que desean comenzar con la anticoncepción intrauterina durante el período posparto podrían beneficiarse con la colocación de un dispositivo inmediatamente después del parto. La colocación posterior a la expulsión de la placenta reduce de forma considerable el riesgo de embarazo posterior y elimina la necesidad de realizar una nueva consulta para comenzar la anticoncepción. Sin la opción de colocación inmediata, es posible que muchas mujeres no regresen nunca para colocarse un dispositivo anticonceptivo o que utilicen un método menos eficaz.

Objetivos

El objetivo de la revisión fue examinar los resultados de la colocación de un anticonceptivo intrauterino inmediatamente después de la expulsión de la placenta (antes de que transcurran 10 minutos), en especial, en comparación con la colocación en otros períodos posparto. La revisión se centró en la colocación satisfactoria del anticonceptivo intrauterino, la expulsión posterior y el uso del método.

Métodos de búsqueda

Se realizaron búsquedas de estudios clínicos hasta el 1 de abril de 2015. Entre las fuentes de búsqueda, se incluyeron PubMed (MEDLINE), el Registro Central Cochrane de Estudios Clínicos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials, CENTRAL), POPLINE, Web of Science, EMBASE, LILACS, ClinicalTrials.gov e ICTRP. En el caso de la revisión original, los autores se pusieron en contacto con los investigadores para identificar otros estudios clínicos.

Criterios de selección

Se realizó una búsqueda de estudios clínicos controlados aleatorizados (ECA) con al menos una rama de tratamiento que incluyera la colocación inmediata de un anticonceptivo intrauterino (es decir, antes de que transcurran 10 minutos de la expulsión de la placenta). Las ramas de comparación podían haber incluido la colocación temprana después del parto (después de 10 minutos de la expulsión de la placenta hasta el alta hospitalaria) o la colocación estándar (durante una consulta en el período posparto). Los estudios clínicos también podían comparar diferentes métodos o técnicas de colocación del anticonceptivo intrauterino. El parto podía ser vaginal o por cesárea. Los resultados primarios fueron la colocación, la expulsión posterior y el uso del método.

Recolección y análisis de datos

Para los datos dicotómicos, se utilizó el odds ratio (OR) de Mantel-Haenszel con un intervalo de confianza del 95% (IC 95%). Los estudios iniciales informaron los resultados principalmente como tasas en tablas de mortalidad. Si los estudios clínicos tenían intervenciones y medidas de resultado similares, se incluyeron en un metanálisis. Los estudios con evidencia de calidad moderada o alta y suficientes datos de resultados se incluyeron en un análisis de sensibilidad.

Resultados principales

Se incluyeron 15 estudios clínicos. Se agregaron siete estudios con datos desde 2010 hasta 2014 a los ocho estudios de la revisión original de 2001. Los estudios clínicos nuevos compararon la colocación inmediata después de la expulsión de la placenta frente a la colocación temprana (de 10 minutos a 48 horas después) o la colocación estándar (durante una consulta en el período posparto). De los cuatro estudios clínicos con informes completos, tres eran de tamaño reducido. Los otros tres estudios incluían resúmenes de congresos. Los ocho estudios clínicos iniciales examinaron la colocación inmediata de diferentes dispositivos o diferentes técnicas de introducción. La mayoría de los estudios se publicaron en la década del ochenta, y algunos tenían datos limitados.

En el análisis de sensibilidad, se incluyeron estudios clínicos con suficientes datos de resultados y evidencia de calidad moderada o alta. Cuatro de los estudios clínicos nuevos que compararon los momentos de colocación cumplieron con los criterios de inclusión. Dos estudios utilizaron el sistema intrauterino de liberación de levonorgestrel (SIU-LNG) después del parto vaginal. Los otros dos colocaron el anticonceptivo intrauterino después de la cesárea; uno utilizó el DIU CuT 380A, y el otro, el SIU-LNG.

Un estudio clínico piloto comparó la colocación inmediata frente a la colocación temprana o estándar. En los grupos que compararon la colocación inmediata con la temprana (N = 30), todas las mujeres tenían colocado el SIU-LNG. A los seis meses, los grupos tenían la misma tasa de expulsión, y no había diferencias significativas en el uso del anticonceptivo uterino.

Para la comparación de la colocación inmediata frente a la estándar, se realizó el metanálisis de cuatro estudios clínicos. No hubo diferencias significativas en las tasas de colocación entre las ramas del estudio. Sin embargo, el estudio clínico de Uganda mostró que la colocación era más probable en el grupo de colocación inmediata, si bien este cálculo fue impreciso. En el metanálisis, la expulsión a los seis meses fue más probable en el grupo de colocación inmediata, pero el intervalo de confianza fue amplio (OR: 4,89; IC 95%: 1,47 a 16,32; participantes = 210; estudios = 4). El uso del anticonceptivo intrauterino a los seis meses fue más probable con la colocación inmediata que con la colocación estándar (OR: 2,04; IC 95%: 1,01 a 4,09; participantes = 243; estudios = 4). No hubo diferencias en el uso a los 3 o 12 meses en las ramas de los estudios clínicos individuales de tamaño reducido.

Conclusiones de los autores

Estudios clínicos recientes compararon diferentes momentos de colocación después del parto vaginal o por cesárea. La evidencia fue limitada, porque los estudios con informes completos en general tenían tamaños muestrales reducidos. En general, la calidad de la evidencia fue moderada; los resúmenes y los estudios anteriores incluían información limitada. Los estudios clínicos en curso aumentarán la evidencia, si bien algunos tienen tamaño reducido. Se necesitan estudios clínicos con la potencia estadística adecuada para calcular las tasas de expulsión y los efectos secundarios.

El beneficio de la anticoncepción eficaz inmediata después del parto puede superar la desventaja del mayor riesgo de expulsión. Las consultas prenatales frecuentes durante el tercer trimestre brindan la oportunidad de analizar los métodos anticonceptivos eficaces y los momentos deseados de inicio de la anticoncepción. Realizar un seguimiento clínico puede ayudar a detectar la expulsión temprana, así como instruir a las mujeres acerca de los signos y síntomas de la expulsión.

Este resumen de la BSR debería citarse como: Biblioteca de Salud Reproductiva de la OMS: Colocación de un dispositivo intrauterino anticonceptivo de forma inmediata después del parto: Resumen de la BSR (última revisión: 4 de mayo de 2016). La Biblioteca de Salud Reproductiva de la OMS; Ginebra: Organización Mundial de la Salud.